Archivos de TAGs: Publicacion

Los millones del IGTE y el ICTUS de los gobernantes

Carlos Meca, Diario de Lanzarote, 7 de marzo de 2016
El cuento viene a ser algo as√≠. El Gobierno de Canarias, gracias a la condonaci√≥n por parte del Estado del extinto impuesto general sobre el tr√°fico de empresas (IGTE) se encuentra de pronto con 1.600 millones de euros a gastar en un plazo de diez a√Īos. Al ejecutivo regional le tocaba tomar dos grandes decisiones: c√≥mo repartir esos 160 millones anuales y en qu√© gastarlos. Sin llegar a estar clara del todo la primera cuesti√≥n, la segunda ha sido ya tristemente resuelta. Los datos que tiene sobre la mesa el presidente Clavijo son, a todas luces, alarmantes. Uno de cada tres canarios subsiste en condiciones precarias, las tasas de desempleo son de las m√°s altas del pa√≠s, la precariedad laboral sigue en aumento, la situaci√≥n sociosanitaria es paup√©rrima y las listas de espera en los hospitales siguen siendo eternas para miles de ciudadanos, por hacer una r√°pida composici√≥n de estas islas donde unos viven y otros, cada vez m√°s, sobreviven.

¬ŅQu√© hace el Gobierno de Canarias con este escenario y con 1.600 millones de euros extra en el bolsillo? ¬ŅInvertir en Sanidad? ¬ŅInvertir en educaci√≥n? ¬ŅInvertir en infraestructuras sociosanitarias? No. Decide destinar esos recursos a proyectos de I+D+i, proyectos tur√≠sticos y, hasta una quinta parte, a planes de empleo. La pregunta por tanto es evidente. ¬ŅQu√© lleva a un presidente de una de las comunidades que m√°s est√° sufriendo las consecuencias de la mal llamada crisis a humillar de esta manera a sus ciudadanas y ciudadanos? ¬ŅQu√© nombre le ponemos a esta enfermedad que insensibiliza a sus gobernantes y hace olvidarse de quienes peor lo est√°n pasando incluso en estas circunstancias? ¬ŅCeguera social? ¬ŅImposibilidad de sentir empat√≠a? ¬ŅPsicosis del euro?

Fernando Clavijo y su equipo se hicieron la semana pasada el tour lanzarote√Īo para ensalzar las bondades de la v√≠a de financiaci√≥n abierta por Pedro San Gin√©s a lo peor del empresariado local, v√©ase los propietarios del puerto deportivo Marina Rubic√≥n. Nadie debi√≥ contarle a Clavijo que la propiedad del puerto es familia de su consejera de Turismo y del consejero delegado de los Centros Tur√≠sticos y seguro que tambi√©n se olvidaron de contarle que el promotor del proyecto del museo submarino es un delincuente alem√°n llamado Helge Achembach, a cuya fundaci√≥n pensaban los Centros Tur√≠sticos donar parte de la recaudaci√≥n del flamante cementerio submarino. Lo que s√≠ dej√≥ claro Clavijo en la reuni√≥n que mantuvo con los alcaldes de la isla y portavoces de los grupos pol√≠ticos del Cabildo es que “por supuesto, los fondos del IGTE podr√≠an destinarse para proyectos como el del museo submarino”, faltar√≠a m√°s. Algunos de los alcaldes le preguntaron, preocupados, si podr√≠an comprar un terreno con ese dinero para hacer un museo agr√≠cola. Otros le criticaban que no se pudiera utilizar para construir el ansiad√≠simo palacio de congresos, “ese que ya tienen hasta los majoreros”.

Tambi√©n coment√≥ Clavijo en esa reuni√≥n que, por ejemplo, cabr√≠a financiarse con esos fondos “un balneario tur√≠stico, pero nunca una residencia de ancianos”. Lo dijo as√≠, como suena, sin agachar la cabeza ni disimular la mirada ni ponerse un poco colorado, lo dijo erguido y sin complejos, quiz√° sabiendo, como as√≠ fue, que ninguno de los alcaldes le reprochar√≠a la infame decisi√≥n de no destinar esos recursos a fines sociales. Lo dijo como si por un momento le hubiese faltado riego sangu√≠neo en el cerebro, como si la presi√≥n de sus empresarios se hubiese convertido en presi√≥n arterial y le bloqueara la capacidad de pensar con claridad y ver lo mal que lo est√° pasando su gente. Como si fuese v√≠ctima de una especie de ictus econ√≥mico, esa enfermedad que se descubrir√° en el futuro y que consistir√° en la par√°lisis cerebral que provoca la asimilaci√≥n natural de este neoliberalismo criminal que marca el paso de nuestra econom√≠a y condena a la miseria a millones de personas.

* Carlos Meca – Consejero de Podemos en el Cabildo de Lanzarote

LA IMAGEN INSTITUCIONAL DEL CABILDO Y DE TODA LA ISLA EST√Ā SIENDO DA√ĎADA POR LA DEFENSA DE SAN GIN√ČS DE DETERMINADOS INTERESES EMPRESARIALES

Ante la información aparecida en un medio de comunicación relativa a la queja presentada por el presidente del Cabildo y el consejero de Medio Ambiente contra el fiscal del caso Stratvs, PODEMOS Lanzarote traslada lo siguiente:

Rechazamos la utilizaci√≥n institucional del Cabildo de Lanzarote para la defensa de determinados intereses empresariales vinculados a unas pr√°cticas que entendemos que hay que desterrar en esta isla. Nuevamente, la primera instituci√≥n de la isla vuelve a ponerse de lado del poder m√°s oscuro en detrimento de los intereses generales de los lanzarote√Īos.

Consideramos que la imagen institucional del Cabildo y la de toda la isla est√° siendo da√Īada seriamente por los reiterados intentos del presidente Pedro San Gin√©s de defender los intereses privados de un empresario imputado en varios casos de corrupci√≥n.

Condenamos los ataques realizados desde la presidencia del Cabildo a diferentes funcionarios y t√©cnicos del Cabildo a lo largo de estos a√Īos por haber cometido el imperdonable delito de intentar que se respetara la legalidad.

Resulta lamentable comprobar la doble vara de medir del presidente a la hora de proteger los intereses de los ciudadanos. Mientras pone en marcha todos los recursos del Cabildo para proteger los intereses de los poderosos, necesita de varias protestas de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca para intervenir en el desahucio de dos ancianos.

Esta acción del Cabildo, junto con el acto electoralista del presidente el pasado sábado en el Charco de San Ginés, son pruebas evidentes de lo peor de una vieja política que precisamos dejar atrás cuanto antes. Lanzarote necesita urgentemente un Cabildo que defienda los intereses de los más desfavorecidos con el mismo ímpetu con el que el actual presidente defiende a los empresarios vinculados a la corrupción.

LAS MUJERES SOMOS EL CAMBIO. ES AHORA Y CON NOSOTRAS

LAS AUTORAS DEFIENDEN QUE EL CAMBIO SE PODR√ćA CONSEGUIR SIN MUJERES, ‚ÄúPERO SER√ćA INJUSTO E INVIVIBLE PARA CASI TODAS Y TODOS‚ÄĚ

Un hito para las feministas que habitaron las acampadas que se sucedieron en todo el Estado, all√° por el 2011, fue el abucheo en Sol a la pancarta ‚Äúla revoluci√≥n ser√° feminista o no ser√°‚ÄĚ. Muchas no daban cr√©dito; otras se dejaron la piel intentando hacer pedagog√≠a con aquellas personas que se resist√≠an a incluir a las mujeres y otros sujetos minorizados en el ejercicio de hacer democracia directa; otras pensaban que en sus acampadas ni siquiera hab√≠a fuerza para colgar una pancarta as√≠, y otras, sencillamente, se largaron. Las resistencias fueron comentadas por todas, est√°bamos en el centro de la vida misma. Las estrategias feministas dentro de las plazas ocupadas y del 15-M fueron prob√°ndose casi como ensayo error, dando sus frutos paulatinos.

Ahora, m√°s de tres a√Īos despu√©s, algunas de nosotras estamos asombradas. Se ha producido un cambio profundo, cualitativo, que observamos tambi√©n en Podemos. Muchas mujeres que nunca lo habr√≠an imaginado est√°n dando el salto a la pol√≠tica, y utilizamos conscientemente esta expresi√≥n, dar el salto, porque creemos que es exactamente la sensaci√≥n que tienen y que hemos tenido. La de poner el cuerpo.

En el caso concreto de Podemos, es posible observar cómo, en muchos pueblos, ciudades y municipios del Estado, se han configurado círculos o grupos de mujeres, nacidos de la necesidad de organizarse para ofrecerse apoyo mutuo, compartir experiencias, hacer de lo personal política de una forma amplia, extensiva y con proyección transformadora. Sabemos que muchas de ellas no se consideran feministas, pero participan en los círculos conscientes de las dificultades que tienen por ser mujeres. Sabemos que la mayor parte de nosotras estamos aquí porque hemos decidido que hay que transitar el cambio que se está produciendo, desde la convicción de que sin mujeres y otras identidades, el cambio podría ser sin nosotras, pero sería injusto e invivible para casi todas y todos.

Por eso hay muchas mujeres en Podemos dando lo mejor de s√≠. Cuando decimos ‚ÄúEs Ahora y Con Nosotras‚ÄĚ, lo que queremos decir no es s√≥lo que formemos parte del cambio pol√≠tico que est√° en marcha, sino que ese cambio est√° en marcha tambi√©n gracias a nosotras, a nuestra dedicaci√≥n y a nuestras aportaciones. Hace unos d√≠as, Mar√≠a Pazos y Bibiana Medialdea presentaban el documento ‚ÄúReorganizar el sistema de cuidados: condici√≥n necesaria para la recuperaci√≥n econ√≥mica y el avance democr√°tico‚ÄĚ, llevando al centro del debate un tema tan importante como el de los cuidados y la responsabilidad. Planteando que una actividad asumida de manera mayoritaria por mujeres y, en la mayor√≠a de los casos, invisibilizada, debe ser objeto de una revalorizaci√≥n por el sistema laboral y econ√≥mico. Asumir el valor que realmente tienen los cuidados para el sostenimiento de la sociedad, no es s√≥lo una cuesti√≥n de igualdad, sino que est√° directamente relacionado con el desarrollo econ√≥mico, la democracia y la estabilidad social.

Es importante que las mujeres accedamos a los espacios de poder, para transformarlos. No queremos entrar en espacios masculinizados a costa de convertirnos en algo que no somos, queremos mirar y actuar desde nosotras mismas, y aportar nuestra mirada para que el espacio pol√≠tico no nos expulse. S√≥lo as√≠ conseguiremos que la acci√≥n pol√≠tica se ocupe, no √ļnicamente de las mayor√≠as sociales que quieren m√°s democracia y participaci√≥n, sino tambi√©n de colectivos sociales concretos que deben estar representados, y tambi√©n de las propias mujeres, que somos la mitad de la poblaci√≥n y aspiramos a ser ciudadanas y que se reconozcan todos nuestros derechos y libertades. Por todo esto somos muchas las que hemos dado el paso. El cambio es ahora y con nosotras.

DIFERENCIAS ENTRE C√ćRCULO, ASAMBLEA CIUDADANA Y CONSEJO CIUDADANO

C√ćRCULO

El art. 42 del documento de principios organizativos los define de la siguiente manera: ‚ÄúLos c√≠rculos son una agrupaci√≥n voluntaria y abierta en el que convergen personas interesadas por una transformaci√≥n social sustentada en el respeto por la democracia, la dignidad y los derechos humanos‚ÄĚ.

Los Círculos están permanentemente abiertos a la participación ciudadana. No es preciso estar afiliado o ser inscrito de Podemos para participar en un Círculo.

Una vez validados, los círculos podrán tener entidad jurídica propia en el marco de la estructura del partido (bien como asociación bien como delegación del partido). Conlleva la personalidad jurídica propia, contabilidad y CIF propios, representación legal propia…

ASAMBLEA CIUDADANAS TERRITORIALES

Seg√ļn el art. 31 del documento de principios organizativos, las Asambleas Territoriales (municipales y aut√≥nomicas) estar√°n compuestas por el conjunto de las personas inscritas en Podemos en los respectivos √°mbitos territoriales.

La Asamblea Ciudadana es el máximo órgano de decisión de Podemos en el territorio y, por tanto, le corresponde autonomía respecto a todas las cuestiones de especial relevancia para el conjunto de la organización en dicho territorio.

CONSEJOS CIUDADANOS TERRITORIALES (Municipales, Insulares y Autonómicos)

El Consejo Ciudadano es el órgano de dirección política de PODEMOS en el territorio. Son los órganos que ejecutan las decisiones tomadas en la Asamblea Ciudadana.

DIFERENCIAS ENTRE C√ćRCULOS Y ASAMBLEAS CIUDADANAS TERRITORIALES

Es muy com√ļn asimilar ambos √≥rganos y a veces resulta d√≠f√≠cil diferenciarlos.

Mientras los Círculos son la puerta abierta permanente a la sociedad, estando libre a la participación ciudadana y no siendo necesario estár inscrito en Podemos para participar en él, las Asambleas Ciudadanas se limitan al conjunto de inscritos en Podemos.

Esta diferenciación tiene su sentido de ser en cuanto se reserva a la Asamblea las cuestiones de especial relevancia para el conjunto de la organización en dicho territorio, siendo competencias exclusivas de éstas, entre otras materias, la de determinar la forma de los principios programáticos del programa de Podemos, elaborar las listas electorales mediante primarias abiertas y ciudadanas, aprobar o rechazar los pactos electorales, aprobar los programas electorales, elegir y revocar los miembros del consejo ciudadano, aprobar los reglamentos organizativos…

Pero a su vez, y rompiendo las viejas formas de los partidos tradicionales, no se cierra la participación en Podemos a los no inscritos, todo lo contrario, estando entre las competencias de los Círculos (y por tanto, abierto a toda la ciudadanía) la de convocar consultas a la Asamblea Ciudadana de cualquier ámbito territorial siguiendo el procedimiento establecido, convocar debates en los Consejos Ciudadanos, trasladar iniciativas en encuentros temáticos, convocar debates en los Consejos Ciudadanos, consultas en materias de su especial competencia. Y siendo en la práctica lo más frecuente que desde las asambleas del círculo se tome la mayoría de las decisiones que afectan a Podemos en el ámbito municipal (excepto las reservadas a la Asamblea Ciudadana).

Consecuencia de su car√°cter abierto a la ciudadan√≠a y colectivos, los C√≠rculos tienen entre sus obligaciones la tarea de mantener un contacto fluido y permanente con los distintos actores de la sociedad civil, as√≠ como crear tejido social. Tratar√°n de convocar, al menos una vez al a√Īo, una Asamblea Social con los actores de movimientos sociales del territorio.

Además, mientras los Circulos tienen autonomía para organizarse, por su parte la Asamblea ciudadana, fruto de las relevantes materias asumidas, será convocada con carácter automático para cualquiera de los asuntos referentes a su competencias exclusivas, y sobre cualquier otro asunto relevante mediante el procedimiento establecido en el art. 34 (y requieren de un quórum mínimo del 10% de los inscritos de Podemos en dicho ámbito).

DIFERENCIAS ENTRE C√ćRCULOS Y CONSEJOS CIUDADANOS TERRITORIALES

Los Círculos y los Consejos Ciudadanos Municipales son dos estructuras organizativas diferentes. Los Círculos son la columna vertebral de Podemos, la puerta abierta permanente a la sociedad, mientras que los Consejos Ciudadanos son los órganos para la ejecución de las decisiones que toma el conjunto de los inscritos. Así, mientras el/la Secretario/a General y el Consejo Ciudadanos es elegido por la Asamblea Ciudadana, los/las posibles portavoces del Círculo son elegidos por éste.

En este sentido, los C√≠rculos tienen autonom√≠a para decidir sobre sus f√≥rmulas organizativas en el ejercicio de sus competencias y en el marco del respeto a los Estatutos y los reglamentos organizativos de las Asambleas y Consejos Ciudadanos de los territorios. Se puede organizar en grupos de trabajo y comisiones. El C√≠rculo no tiene por qu√© contar con un portavoz, es potestativo. En las ocasiones en las que los C√≠rculos requieran designar un portavoz para una cuesti√≥n concreta, el C√≠rculo deber√° arbitrar los medios para su elecci√≥n, tratando adem√°s que dicha portavoc√≠a sea rotativa. En ning√ļn caso deber√°n existir cargos de representaci√≥n formal dentro de los C√≠rculos.

Por su parte, los municipios de 100 o m√°s inscritos a Podemos han de contar con un Consejo Ciudadanos cuya composici√≥n depende del n√ļmero de inscritos y los de menos de esa cifra con un Secretario General, con una duraci√≥n de tres a√Īos (hasta la pr√≥xima Asamblea Ciudadana).

El proceso de validación es un requisito imprescindible para la constitución del Círculo como delegación del partido o la creación de asociaciones. La creación de este tipo de entidades se supedita al acuerdo del Consejo Ciudadano Municipal, que deberá estar previamente constituido.

Ahora bien, aunque los Círculos siguen siendo autónomos para decidir su forma de organización interna, no pueden extralimitarse en sus funciones y deben respetar las competencias exclusivas del Consejo Ciudadano y/o la Secretaría General correspondiente a su ámbito territorial.

Entre las competencias exclusivas del Consejo Ciudadano están las de desarrollar con funciones ejecutivas las decisiones aprobadas por la Asamblea Ciudadana y aquellas conducentes a desarrollar la línea política de Podemos en el territorio, convocar a la Asamblea Ciudadana del ámbito territorial correspondiente, aprobar el presupuesto y la rendición de cuentas de cada ejercicio.

Por otra parte, el Consejo Ciudadano Territorial elaborar√° su propio reglamento de funcionamiento interno.

NORMATIVA

Regulación de los Círculos:

Regulación de las Asambleas Ciudadanas Territoriales: arts 31 al 35 del documento de principios organizativos.

Regulación de los Consejos Ciudadanos Territoriales: Arts 37 al 40 del documento de principios organizativos.

Reglamento para la elección de órganos internos

Preguntas frecuentes procesos constituyentes muncipales

Un proyecto de isla. Recuperar la esencia de Lanzarote

Hace sesenta a√Īos Lanzarote era una isla olvidada que comenzaba a mutar su sistema econ√≥mico desde los sectores primarios hacia la industria tur√≠stica. Poco a poco el paisaje se fue transformando al tiempo que el mar, el campo y las salinas se iban abandonando y, con ellas, un modo de vida duro y digno que aliment√≥ a muchas generaciones de conejeros.

Algunos no tardaron mucho en darse cuenta del riesgo que conllevaba la desmesura turística. Desde finales de los 70 aparecieron voces que alertaban de las consecuencias que podría tener una apuesta por un modelo desarrollista y basado en la cantidad en vez de en la calidad. Antes de que se desatara la fiebre del suelo, un grupo de locos utópicos supieron pararse a pensar en otra isla posible y plantearon la posibilidad de crear algo nuevo en la isla, de forma que el gran beneficiado fuese el conjunto de la sociedad de Lanzarote.

Esta isla pudo abrir nuevos horizontes y el trabajo de algunos visionarios ensanch√≥ el orgullo de los lanzarote√Īos por esta tierra, porque aqu√≠ se estaban haciendo dos cosas completamente diferentes: poner en valor los recursos naturales de la isla y denunciar el riesgo de crecer por encima de lo que la l√≥gica recomendaba. Lo primero se consigui√≥ y solo hay que mirar al resto de las islas para saber que aqu√≠ se logr√≥ realizar algo ins√≥lito para la √©poca: despertar una conciencia de cuidado a la isla. Lo segundo se qued√≥ en conato porque el poder del dinero f√°cil fue m√°s fuerte que los intentos por imponer en Lanzarote ritmos de crecimiento acordes con su capacidad de absorci√≥n.

Los √ļltimos quince a√Īos han sido una deriva hacia la nada, un retroceso en el esp√≠ritu diferenciador de la isla. Los sucesivos gobiernos se han limitado a gestionar la rutina y a intentar que los hoteles se mantuvieran llenos al precio que fuera. Y ese precio ha sido la sumisi√≥n a los grandes touroperadores y la precarizaci√≥n de los puestos de trabajo vinculados al turismo, con el resultado descorazonador de un 30% de paro mientras llegan m√°s turistas que nunca a la isla. Algo, evidentemente, ha fallado, porque si de lo que se trataba era de mantener llenos los hoteles y apartamentos, si ese era el objetivo n√ļmero uno, ¬Ņqu√© nos queda ahora? ¬Ņaceptar el desempleo y la precariedad laboral como da√Īo colateral del √©xito tur√≠stico? No parece razonable.

Nos queda recuperar quince a√Īos de hast√≠o en la gesti√≥n pol√≠tica. Nos queda recuperar el orgullo de vivir aqu√≠ frente a los esc√°ndalos de corrupci√≥n. Nos queda recuperar los valores de respeto por esta tierra y sus habitantes frente al monopolio del dios dinero. Nos queda recuperar la dignidad para las familias que han perdido sus casas a manos de la codicia de los bancos. Nos queda recuperar la ilusi√≥n por tener entre las manos un proyecto nuevo y diferenciador, tal como lo tuvieron en los sesenta y tal como lo intentaron a finales de los noventa. Nos queda recuperar el esp√≠ritu Lanzarote, la verdadera esencia de Lanzarote que constituye la reivindicaci√≥n de una forma de actuar y de pensar que ha marcado la diferencia durante d√©cadas. Nos queda seguir haciendo frente a quienes nos tratan de imponer el pensamiento √ļnico del crecimiento ilimitado. Nos queda poner encima de la mesa un proyecto pol√≠tico que recoja esa herencia, la actualice, y la ponga al servicio de los intereses de la gente de Lanzarote.

Para eso estamos aquí. Para honrar la inteligencia y la visión de futuro de quienes nos precedieron. Para recuperar la esperanza y el futuro. Para demostrar, otra vez, que las cosas se pueden hacer de otra manera en esta isla de valientes y de visionarios, porque hacer las cosas de otra manera es parte esencial de nuestro ADN.