Podemos utiliza Lanzarote como epicentro de su debate nacional sobre feminismo

Lancelot Digital, 18  de febrero de 2016
Fotos: Jesús Betancort - Vídeo: Lancelot Televisión

2cartelUn total de 125 integrantes de Podemos van a celebrar en Lanzarote su cuarto encuentro para debatir sobre feminismo.

“En este encuentro sentíamos la necesidad de tratar ciertos temas concretos. Uno de ellos la economía feminista, al que vamos a dedicar el viernes. El sábado vamos a tratar temas de nuevas masculinidades, machismo y feminismo dentro y fuera de Podemos y el domingo vamos a hacer un debate que esperábamos todas mucho, que es el de la prostitución, entre otros”, explicó en rueda de prensa Tina Caballero, integrante de Podemos.

Podemos persigue un pacto de Estado contra el terrorismo machista y que se luche contra la violencia de género como emergencia social. “El feminismo es algo necesario porque nunca hemos llegado a tener una igualdad real y quizá tengamos que abrir y enfocar de otra manera, no puede ser un reducto en el que sólo las mujeres trabajemos por la igualdad, sino que tenemos que ser conscientes de que es un problema que afecta a todas y a todos”, señaló María del Río, parlamentaria por Lanzarote.

Dice el refrán que lo coherente es predicar con el ejemplo, pero por ahora Podemos suspende en igualdad, porque sólo el 16% del poder territorial es femenino. De ahí que desde sus círculos se pida abrir debate al respecto de la representación dentro de Podemos. “Yo creo que el debate va más allá, que no se trata de tener un Podemos paritario, sino 100% feminista. El que sea mujer no basta, sino que se necesita estar comprometida y formada en feminismo y el hecho de ser hombre no exime. Los hombres también tenemos una responsabilidad respecto a la desigualdad, entre otras cosas porque somos fundamentalmente quienes la reproducimos”, apuntó Hilario Sáez, integrante de Hombres por la Igualdad.

En Canarias, uno de los logros más destacados de Podemos ha sido impulsar una PNL en el Parlamento regional para ofrecer vivienda a las víctimas de violencia de género aunque no haya orden de alojamiento, propuesta que fue aprobada por unanimidad.